Aprueba Cabildo la cuenta pública correspondiente al segundo trimestre del 2017

Aprueba Cabildo la cuenta pública correspondiente al segundo trimestre del 2017
En sesión ordinaria de cabildo, el cuerpo colegiado integrado por regidores, regidoras y presidente municipal, votó por mayoría de los presentes la aprobación del dictamen de la Comisión de Hacienda, en relación a la cuenta pública correspondiente al segundo trimestre del 2017.

Tras su aprobación, se remitirá la cuenta pública municipal correspondiente a los meses de abril, mayo y junio de 2017, al H. Congreso del Estado para su respectivo análisis según los términos de la Ley de la Auditoría Superior del Estado de Sinaloa.

En el desarrollo del orden del día, también se aprobó la solicitud de la empresas Viviendi Desarrollos Inmobiliarios, S.A. de C.V. , así como la empresas Housesin Desarrollo, S.A. de C.V., para llevar a cabo proyectos de lotificación, vialidades y usos del suelo en diferentes puntos de la ciudad y edificar fraccionamientos de uso habitacional.



De igual forma, por unanimidad de los presentes se dio curso favorable a 25 solicitudes de jubilación de empleados municipales que cumplieron 25 años de servicio y los requisitos para hacer efectiva su prestación laboral.

Acto seguido, fue votado a favor el modelo de “Convenio de asociación por mandato específico en materia del impuesto predial”, con el cual se celebra por una parte por el municipio de Culiacán, y la otra por el gobierno del estado de Sinaloa, con el objeto de delegar funciones de recaudación, comprobación, determinación y cobranza de dicho gravamen.

Tras la clausura de la orden día, el pleno de Cabildo inició una sesión extraordinaria para abordar el dictamen de la comisión de hacienda, en relación a la solicitud del acta de la sesión extraordinaria del comité de adquisiciones, contratación de arrendamientos, servicios y enajenación de bienes muebles del municipio de Culiacán, mismo que fue votado a favor por mayoría.

Ello con el propósito de satisfacer la necesidad para renovar el equipamiento e infraestructura relacionada con el servicio de telefonía e internet que actualmente se cuenta en la administración municipal, y que por sus características técnicas presenta fallas constantes resulta obsoleto e impide un servicio adecuado.